¿Cuál es la situación en Jordania?

En una región donde el conflicto está muy presente, Jordania siempre ha sido un país relativamente calmado, pero algunos eventos sucedidos durante el fin de semana han hecho que la comunidad internacional coloque su ojo sobre el país.

Según las fuentes se han detenido a 15 personas entre las que destacan una prominente figura política del país y un miembro de la familia real. El antiguo príncipe heredero, Hamzah bin Al Hussein fue detenido y las autoridades le prohibieron realizar actividades políticas de manera pública.

Hamzah salió en un video que fue difundido por diversos medios de comunicación en el que criticaba duramente las acciones del gobierno y el liderazgo la familia real de Jordania, además denunció haber sido aislado en su propia casa sin posibilidad de comunicación con el mundo exterior de ningún tipo (líneas telefónicas, internet, etc), además de no invitársele a ciertas reuniones familiares.

Según los funcionarios Hamzah fue detenido por formar parte de un complot junto a las otras 15 personas para desestabilizar al país y que fue frustrado exitosamente por las autoridades, sin embargo, Hamzah negó dichas acusaciones alegando a su vez que los arrestos no son más que un intento por opacar las crecientes críticas al gobierno y su corrupción.

Este lunes se hizo pública una carta que está firmada por Hamzah donde alega estar listo para ser una ayuda y un apoyo para su hermano, el rey Abdullah II y al actual príncipe heredero. El hermano de Hamzah nunca fue mencionado en las críticas que aparecieron en video durante la noche del sábado, día en que Hamzah fue detenido.

El segundo arresto más importante del sábado y que posiblemente haya alimentado las especulaciones sobre un complot extranjero fue el de Bassem Awadallah, expresidente de corte real del rey Abdullah que el pasado ha sido acusado de corrupción.